El Liverpool se proclamó campeón de la Premier League de manera matemática este jueves, en una jornada 31 en la que cumplió el día antes y vio desde casa la rendición del Manchester City, que cayó (2-1) en su visita al Chelsea.

El cuadro ‘red’ levanta así su primera Premier, desde que la liga inglesa es así conocida, y su primer título liguero desde 1990. Treinta años de sequía para un club que por aquel entonces mandaba en Inglaterra, superado en las últimas décadas por el United.

Los de Jürgen Klopp se quedan una Premier que tenían bien atada, pero que la crisis del coronavirus empañó en parte e incluso dejó en el aire su consecución. Tras tres meses de parón volvió la liga inglesa y el Liverpool ganó el título con siete jornadas por jugarse, con 86 puntos por los 63 del City.

Comparte tus comentarios