México
Tendencia

Fase 3 en México: La hora de la verdad ante la emergencia del Covid-19

El Gobierno federal tiene el reto de superar los efectos más severos de la pandemia del Covid-19 tras ser decretada la tercera fase de la pandemia en el país.

La fase 3 del Covid-19 está en marcha y es en este momento en el que se sabrá si darán buenos resultados las medidas aplicadas en las dos etapas anteriores.

La fase tres es el periodo en el que se prevé el pico más alto de contagio y número de hospitalizaciones y en el que el sistema de salud deberá enfrentar el reto de tener suficientes camas y equipos para la atención de los nuevos brotes.

México entra a esta etapa de la pandemia en un contexto de contrastes. Mientras el Gobierno federal sostiene que los insumos son suficientes y que cuenta con un plan en cascada para la atención médica, personal que labora en hospitales protesta por la falta de artículos básicos para su protección

GOBIERNO FEDERAL DEBERÁ TENER EL CONTROL

En esta tercera parte de la estrategia para el combate a la pandemia el Gobierno federal deberá tener un control más específico sobre la disponibilidad de camas. En el Diario Oficial de la Federación (DOF) se publicó ayer la medida que oficializa que las entidades deben realizar esta notificación diaria a la Red de Vigilancia de Ocupación Hospitalaria.

Para Éctor Jaime Ramírez Barba, diputado federal del PAN, la fase 3 llega en un mal momento para el país en el que la tasa de infectados es superior a lo dicho por las propias autoridades federales.

“Estamos llegando tarde. Era obvio que la fase 3 ya estaba instalada. Las manifestaciones claras son las del propio gobernador de Baja California, donde desesperado por lo que está ocurriendo en las instituciones, primordialmente en el sistema de seguridad social en su entidad, ya había una sobresaturación de hospitales: sin el equipamiento necesario para atender, sin que hubiese llegado el equipo de protección necesario para proteger a médicos y enfermeras”, expresa.

El legislador explica que otra de las problemáticas en materia de salud que enfrenta el país es la implementación del Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi), el cual sustituyó al Seguro Popular y que todavía no funciona en su totalidad, además de las denuncias por falta de medicinas que se reportaban en clínicas y hospitales antes de la pandemia.

“En el IMSS, así como el Insabi, se encuentra hoy en que no ha tenido la compra consolidada, no llegan los medicamentos, no se encuentra en buena escena. El resultado es que la fase 3 nos encuentra mal. Como hemos estado en los últimos dos meses, con un gobierno sin coordinación”, agrega.

Otro problema que destaca el diputado panista es la centralización de las pruebas de laboratorio para comprobar si las personas tienen Covid-19, debido a que muchas son enviadas a la Ciudad de México para su estudio, situación que retrasa los diagnósticos al interior de la República.

El diputado panista pone especial énfasis en el Instituto Mexicano del Seguro Social que, además de que presenta los retrasos, sigue sin hacer el número de pruebas suficiente entre su población derechohabiente.

“En esta falta de coordinación, el IMSS reporta demasiado tarde a los servicios estatales lo que está ocurriendo, en algunos casos les avisa a los enfermos hasta siete días después. Imagínate la preocupación de un gobernador, un secretario de salud o de los presidentes municipales, que son autoridades sanitarias. Hay municipios grandes, con mucha responsabilidad, y te avisan siete días después que tuviste un enfermo y simplemente para seguir los contagios, que pueden ser 50 o 60”, señala el diputado por Guanajuato.

Ramírez Barba aplaude la labor del personal médico que está dando la cara para enfrentar esta pandemia, pese a tener un deterioro en el sistema de salud durante muchos gobiernos.

“Casi en todas las delegaciones del IMSS el presupuesto que tenían para manejarlo como emergente a lo largo del año está agotado, porque ha sido tanta la insuficiencia”, sentencia.

En materia económica tampoco existen buenas noticias, afirma el también secretario de la Comisión de Salud en San Lázaro. Considera que el presidente Andrés Manuel López Obrador debe escuchar a los organismos empresariales y a los gobernadores para crean un plan que ayude a enfrentar esta emergencia y proteger los millones de empleos que están en riesgo de perderse.

“La orden de ‘Quédate en tu casa’ es muy sencilla de dar, lo complejo es que, si se quedan en su casa con qué van a comer, cómo se van a proteger y ahí está el mérito del Gobierno federal”, enfatiza.

FOCO ROJO, LAS FRONTERAS

El personal médico en el arranque de esta fase 3 tiene incertidumbre sobre la llegada de insumos a los centros de trabajo y en la actualidad están rebasados principalmente en las zonas fronterizas, explica una fuente del IMSS quien solicitó el anonimato.

Este servidor público señala que es el caso de San Luis Río Colorado, en Sonora, en donde se registran 76 casos detectados en el hospital del Seguro Social y para su atención el personal de salud solo es de 30 personas.

El secretario de Salud de Sonora ha visitado la región y se emitió una solicitud a la comunidad médica para que personal especializado acuda a ayudarlos. La única indicación desde las direcciones es que tienen que hacer todos los esfuerzos porque se prevé una saturación hospitalaria para la atención de esta pandemia.

Comparte tus comentarios
Fuente
Reporte Indigo
Etiquetas

TodoiRevista

Todoincluidolarevista.com es un medio electrónico que tiene por fin dar información veraz y honesta de lo que sucede en los ámbitos municipal, estatal y nacional.
Botón volver arriba
Cerrar