Raúl Caraveo Toledo

ELBA ESTHER GORDILLO y la falta de memoria histórica.

A punto de recuperar una relativa libertad (no es lo mismo estar en una carcel a mantenerse encerrado en nuestra misma casa) la maestra –por antonomasia- vuelve a recapturar los reflectores, su soberbia no la deja en paz, genio y figura, la carta es ambigua, contradictoria, prepotente, abyecta; toda la personalidad de este singular personaje que tan importante fue para mantener en control al sindicato de maestros. Unos renglones de la carta;

“Ha sido mi posición la de desligarme de todo lo relacionado con la vida política nacional, como una postura personal, responsable, institucional y a mi juicio correcta”.

“Este tiempo me ha permitido hacer maduras reflexiones que no se ven alimentadas por sed de venganza”

“es cierto que otros, ajenos al Gobierno del presidente Peña y que bien sabe quiénes son, parecen querer forzarme con sus acciones a salir de un silencio institucional que he mantenido, mientras antes decían caminar a mi lado sin condición. A ellos me referí y hoy se lo reitero a usted” (éste último renglón declarado en entrevista con Ciro Gómez Leyva

Continúa la carta;  “Mentiría si digo que no quisiera regresar al SNTE, cuando es mi pasión, fuente de mis ideales. Los maestros son mi segunda familia y sé que muchos así lo sienten.

“Pero desde luego entiendo que es momento de dar paso a otras generaciones. En eso me gustaría contribuir, en que jóvenes maestros quizá de la mano con otros experimentados asuman el mando de nuestro sindicato y coadyuven a consolidar los cambios que México requiere en materia educativa. De ninguna manera pretendo retornar para dirigir, eso ya lo había externado incluso antes de la ilegal detención”.

“Mi prioridad futura es cuidar de mi persona y mi familia cercana, no más, no menos. No he lanzado retos de ninguna especie, todo lo contrario. De hecho, hay con quien en su momento deberé de reunirme cordialmente y ese día cerraré la página de un libro que narra una historia dura, difícil y dolorosa, que dará pie a que inicie un nuevo trayecto en el que velaré por mi persona y seres queridos, después de años de haberme dedicado a todos, antes que a mí.

“Ante una postura tan mesurada como la que he mantenido y pretendo seguir teniendo, no puede hablarse de soberbia. Desde luego que no renunciaré jamás a mi dignidad, por la que pelearé hasta mis límites… En medio de este tortuoso proceso, hago votos porque se aplique la ley sin distingos, ya que no descansaré hasta que se acredite mi inocencia plena. Eso es mucho más importante que la prisión domiciliaria, que es un derecho que tengo”.

Los conceptos vertidos en la carta de Elba Esther pueden tener varias –múltiples- interpretaciones. Me apresto a hacer algunas preguntas que en poco tiempo  se irán respondiendo: ¿desde su mediana libertad podrá operar convenientemente para el control del sindicato y la coordinadora? O tomará un viraje a la ruta tradicional. Ha sido perdonada por el circulo más cercano al presidente o es ¿producto de una especie contranatura  del sistema de justicia que apunta a generarle un conflicto más al presidente?

En Elba Esther no cabe la humildad ni el perdón.

En el producto del sistema que ella es integramente no cabe la culpa, las casas San Diego, el enriquecimiento ilícito de ella y sus familiares prestanombres; el asesinato del maestro  Misael Nuñez Acosta como una de las tantas muertes que le señalan.  O fue perdonada  por el poder para volver a trabajar para el sistema o nuestro sistema de justicia es aberante.

En breve tendremos que pedirle disculpas y devolverle con intereses los gastos y costas del juicio, hasta indemnizarla seguramente.

@raulcaraveo

Raúl Caraveo Toledo es licenciado en ciencia política por la UAM, ex catedrático de las Facultades de Psicología y de Ciencias y Técnicas de la Comunicación de la  Universidad Veracruzana, ha sido analista de estudios económicos de PEMEX y Consejero electoral del IFE-INE de  Quintana Roo de 2005 a 2015, ex Roche-Syntex,  ex asesor de la XIII legislatura de Quintana Roo, columnista  para diversos medios.
Comparte tus comentarios
Etiquetas

Raúl Caraveo Toledo

Raúl Caraveo Toledo es licenciado en ciencia política por la UAM, ex catedrático de las Facultades de Psicología y de Ciencias y Técnicas de la Comunicación de la Universidad Veracruzana, ha sido analista de estudios económicos de PEMEX y Consejero electoral del IFE-INE de Quintana Roo de 2005 a 2015, ex asesor de la XIII legislatura de Quintana Roo, Conalep Quintana Roo, escribe para www.sdpnoticias.com www.gobernantes.com www.revistadigitalqr.com.mx www.todoincluidolarevista.com www.tmj.mx www.laprensaus.com www.eldianewschicago.com
Botón volver arriba
Cerrar