La cifra de homicidios dolosos en lo que va de la administración del presidente Enrique Peña se ha incrementado 12 mil 476 casos respecto al mismo periodo del presidente Felipe Calderón, según datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP).

De diciembre de 2006 a marzo de 2011, los primeros cinco años de la gestión de Calderón, se contabilizaron 66 mil 668 homicidios, frente a los 79 mil 144 asesinatos registrados de diciembre de 2012 a marzo de 2017, en lo que va de la gestión de Peña Nieto, es decir, 19 por ciento más.

CRECE LA VIOLENCIA

Las cifras del sistema contabilizan las indagatorias abiertas por homicidio doloso en las 32 procuradurías y fiscalías del País.

La cifra más alta se registró en 2011, con 22 mil 852 denuncias. Se prevé que este 2017 se supere ese número.

Especialistas consultados coinciden en que el aumento en homicidios está relacionado con el reacomodo de cárteles del crimen organizado.

“Este año podría tener la tasa de homicidio más alta de la historia del País. Hay muchas hipótesis, una que está relacionada a la reorganización de grupos criminales. Grupos peleando por más territorios. Una segunda posibilidad es el debilitamiento del Cártel de Sinaloa y un ascenso del Cártel de Jalisco Nueva Generación“, comentó Alejandro Hope, especialista temas de seguridad.

La teoría fue reforzada por Orlando Camacho, director de México SOS.

Daniel Cunjama, investigador del Instituto Nacional de Ciencias Penales (Inacipe), destacó que las cifras de asesinatos se han incrementado principalmente en estados donde “se han identificado problemas con el narcotráfico, con el tráfico de armas, en las salidas y entradas de droga en México”.

Comparte tus comentarios