Viajes

Bali, la paradisiaca ‘Isla de los Dioses’

Una de las citas más repetidas de Mark Twain reza que del presente a veinte años, las personas van a estar más decepcionadas por las cosas que no se hicieron que orgullosas por las que sí. Y aventurarse hacia Bali es una de esas experiencias que no pueden olvidarse fácil y que pueden cambiar a un individuo para siempre. La apodan la «Isla de los Dioses» y no es difícil adivinar el motivo.

Bali es parte del grupo de las Islas Menores de la Sonda y es uno de los destinos turísticos más importantes y visitados de Indonesia y del Sudeste asiático. Tiene una superficie de 5.636 kilómetros cuadrados y una población de más de 3.500.000 de habitantes. Bali atrae mucho turismo por sus playas, pero posee miles de otros atractivos, como sus bosques y su cadena montañosa. Su volcán Agung, el centro espiritual del lugar, registra el pico más alto y llega a los 3.142 metros de altura. Todavía permanece activo, mientras que su última erupción ocurrió en 1963.

Para escalarlo hay que ir con guia y el trayecto es de seis horas de subida y cinco de bajada. Sin embargo, muchos prefieren saltearse ese agotador recorrido y contemplarlo desde el conjunto de templos de Pura Besakih, que se encuentra 2 mil metros más abajo. Son 23 santuarios erigidos para la adoración y la ovación. El sitio es simplemente fascinante, con pagodas de todos los tamaños, escalinatas y esculturas. Este ambiente también se replica en el templo de Ulun Danu, unos kilómetros al oeste.

https://vimeo.com/70663191

Otra de las grandes atracciones está compuesta por sus arrecifes de Padangbai que rodean toda la isla, lugar preferido para los que realizan deportes o actividades acuáticas de todo tipo, como el buceo o el snorkel. Las playas tropicales de Bali son además especialmente fascinantes para los aficionados del surf, que llegan a la isla en busca de sus increíbles olas. Hay, además, navegaciones al amanecer que permiten un acercamiento increíble a la población de delfines que llaman hogar a las costas balinesas.

El turismo es la principal actividad económica de Bali, además del cultivo de arroz. Los arrozales son una de las postales más comunes de la isla, gracias a sus intensos colores. La pesca, el cultivo de café y las artesanías realizadas por los locales son también otras de las entradas que fortalecen el PBI de Bali.

Tegalalang rice paddies #ubud #bali #ricelovers

A photo posted by kushal212 (@kushal212) on

Bali puede visitarse durante todo el año. Posee un clima tropical los 365 días del año, lo que quiere decir que la temperatura se mantiene alta -el promedio anual es de 30 grados- y hay mucha humedad. Si bien se trata de una región con precipitaciones cotidianas, hay dos temporadas: la seca y la de lluvias. La primera arranca en el mes de abril hasta septiembre y la segunda va de octubre hasta marzo.

Se recomienda, en general, viajar a Bali entre los meses de mayo y agosto, ya que baja la temperatura y la lluvia es menos frecuente. Se debe tener en cuenta que en julio y agosto -temporada alta- los precios suben hasta un 50%, y hay que reservar vuelos y hoteles con mucha anticipación. Ocurre lo mismo en la época de Navidad y Año Nuevo. Es por eso que los viajeros que pueden suelen viajar a la isla en mayo, junio y septiembre. Hay lluvias pero no excesivas, y se puede realizar cualquier tipo de actividad excepto las caminatas al volcán.

Lo cierto es que Bali es un lugar encantado que vale la pena conocer y explorar en el que los viajeros encontrarán un oasis de aventura y naturaleza que puede disfrutarse durante todo el año.

Amazing Ulu Danu Temple ?? #uludanu #temple #baliisland #bali #indonesia #instatravel #lovetotravel

A photo posted by Aleksandra Mikołajczyk (@aleksandra_miko) on

Comparte tus comentarios
Etiquetas

TodoiRevista

Todoincluidolarevista.com es un medio electrónico que tiene por fin dar información veraz y honesta de lo que sucede en los ámbitos municipal, estatal y nacional.
Botón volver arriba
Cerrar