Nuevas Reformas han hundido a México

Todo Incluido - Por: Ana Ledesma Canaán

514

¿Qué le pasa a México? Nos referimos al México incierto, inseguro, titubeante, del que se pronuncian alentadores discursos pero la realidad que nos golpea es otra, el México al que se la han impuesto una serie de reformas: laboral, educativa, fiscal, financiera, en telecomunicaciones, energética y política. Reformas categóricamente consideras anticonstitucionales, ya  que violan los artículos 135 y 136 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y  reivindican viejas formas de explotación y opresión, que se creían  ya superadas, gracias en las luchas vividas durante los siglos XIX y XX, que costaron mucha sangre.  Para ser más específicos, el diccionario de Real Academia de la lengua Española define así el término reforma: “Aquello que se propone, proyecta o ejecuta  como innovación o mejora en algo”. Lo que está impulsando Peña Nieto no son reformas, no se apegan en nada a la definición. Por lo tanto podemos considerarlas como contrarreformas.

La contrarreforma de telecomunicaciones deja libre ese rubro a las corporaciones extranjeras, entrega todo a los monopolios más ricos y los fortalece. No favorece la libertad de prensa y genera la ignorancia.

La contrarreforma energética nos remonta a la época colonial, o al Porfiriato; ya que  permite que las potencias extranjeras sean quienes se lleven nuestras riquezas. Las grandes corporaciones mineras y petroleras tienen campo libre para sacar de nuestro país el oro negro que pertenece a los mexicanos. La experiencia de los trabajadores petroleros mexicanos está siendo substituida (a fuerza) por la tecnología de las empresas extranjeras, al tiempo que el gobierno federal exporta petróleo crudo a precios muy bajos.

La contrarreforma financiera genera el endeudamiento de la población; Primero se da la pobreza con salarios castigados, con precios en la canasta básica cada vez más altos y después se vive en la ficción a través de las tarjetas de crédito, eternamente pagándole a los bancos.

La contrarreforma educativa se genera para despedidos masivos a los maestros, no se creó para superar la calidad en la educación, se busca hacer un negocio de la educación y así mantener a los maestros con temor a ser despedidos. Que los padres de familia paguen cuotas anteponiendo el pretexto de la autonomía.

Inicia el presente año y de manera obligada teníamos que aprendernos TODOS La contrarreforma fiscal, aplicando el terrorismo fiscal a los pequeños negocios llevándolos a cerrar sus negocios. Era imposible que pudiésemos todos entrar a un sistema tributario, que ni el SAT estaba listo para recibirnos.

Con el tratado de libre comercio, nos pusieron a competir al tú por tú  con una economía 15 veces más grande que la nuestra, los monopolios gigantes de Estados Unidos y Canadá nos aplastaron. Es vital la organización y la unión para enfrentar lo que le pasa a México, tomando en cuenta que si hay salida hay que generarla como nación

Las reformas del Presidente Enrique Peña Nieto no son tales, son contrarreformas, prueba de ello es que resultan regresivas, urge mayor participación ciudadana, para lograr cambios que beneficien, no a unos cuantos.

Aquí concluye esta entrega, mientras nos encontramos nuevamente, hágase un favor: Sea parte de la solución no del problema.

Esta columna política se publica también en mujerypoder.com.mx

Comentarios