Nacional

La guerra sucia de PejeLeaks

Como en el 2006 y 2012, surgen nuevas acusaciones de corrupción en contra del candidato

“No hay institución impenetrable, ni documento completamente confidencial. Numerosos ciudadanos han arriesgado su seguridad para proporcionarle a PejeLeaks información inédita que demuestra la corrupción, el nepotismo y los conflictos de interés de López Obrador, su familia y sus colaboradores” (PejeLeaks, 06/lll/18). El párrafo anteriormente citado es un extracto del “MANIFIESTO” que se encuentra en el portal de internet “PejeLeaks” (https://www.pejeleaks.org/), el cual según diferentes “ciudadanos, periodistas, empleados de instituciones privadas y públicas, activistas, estudiantes, vecinos y muchas otras personas de diversos sectores” que aportan datos supuestamente verídicos, además de fungir como un sitio que expone la faceta “más oscura y desconocida” del tabasqueño, también brinda al internauta la oportunidad de ejercer su voto “plenamente informado”.  

Asimismo, dicho portal está compuesto de otras secciones además de la de MANIFIESTO, tales como: INICIO, REPORTAJES, IMPRESENTABLES, PURIFICADOS, FAKE NEWS, PARTICIPA y DONA, como se muestra a continuación:

Estas dos últimas resultan bastantes interesantes, ya que la primera contiene una serie de instrucciones que todo interesado debe de seguir si desea publicar información respecto a algún escándalo o ilícito en el cual, supuestamente, haya incurrido AMLO. La sección restante, invita al usuario a realizar cualquier donativo mediante el uso de la moneda digital “Bitcoin”, respaldada en el anonimato, con la finalidad de seguir obteniendo recursos económicos para la financiación del proyecto.

En la sección de INICIO, se muestran las investigaciones más recientes que se han realizado hacia López Obrador, en donde se exponen los supuestos actos de corrupción que tanto él como otros personajes del ámbito político han llevado a cabo. La última vez que consulté esta sección, figuraban personajes como el coordinador regional de MORENA y abogado personal del político, Julio Scherer, al cual se le acusa de haber recibido millones de pesos por parte de una empresa fantasma, y el coordinador de su Proyecto de Nación, Alfonso Romo, al cual se le acusa de ocultar millonarios negocios utilizando el nombre de la Universidad Metropolitana de Monterrey.

En la sección de REPORTAJES, además de mostrar las investigaciones anteriormente mencionadas, figuran otras más realizadas desde la creación del sitio hasta la fecha. Aquí se mencionan supuestos ilícitos de familiares del también escritor, como es el caso de su hermano, Pedro Arturo, y su hijo mayor, José Ramón López Beltrán.  

En la sección de IMPRESENTABLES, se muestran videos de breve duración en los que se exhiben a distintos personajes que supuestamente han participado en actos de corrupción para apoyar a López Obrador. Uno de los casos más sonados fue el de la ex militante de MORENA, Eva Cadena Sandoval, quien fue grabada en dos ocasiones recibiendo dinero por parte de personas “no identificadas” para apoyar la campaña del candidato presidencial. Dicho material, primeramente difundido por el periódico –El Universal-, puso a AMLO en el centro de la opinión pública por las acusaciones en su contra de desvío de recursos. Lo curioso es que tiempo después, la también diputada independiente aseguró que toda la faramalla de las grabaciones se trató de una trampa orquestada por los mismos militantes del partido para sacarla de la organización.  

En la sección de PURIFICADOS, también se muestran videos de corta duración en los que se exhiben a distintos personajes de la vida pública y política del país que, antes de sumarse a las filas de MORENA, fungieron como militantes de otros partidos políticos. Tal es el caso del político, Manuel Bartlett Díaz, quien fue Secretario de Educación Pública durante el sexenio de Carlos Salinas de Gortari. Lo extraño es que fue el propio Bartlett quien aseguró en una entrevista que el priista no ganó las elecciones de 1988, además de que se quemaron actas de aquella elección presidencial con la intención de eliminar toda evidencia que probara un fraude electoral. De ahí el sarcástico calificativo de “purificados”, que hace alusión a la acción de devolver al cuerpo su pureza, después de haber formado parte en alguna ocasión de la oposición al proyecto de Andrés Manuel.

Y por último, en la sección de FAKE NEWS, traducido al español como “noticias falsas”, se exhibe el único documento que, después de una divulgación irresponsable por parte de diferentes medios de comunicación, resultó ser apócrifo después de la exhaustiva revisión por parte del equipo de investigación del portal. De acuerdo a sus palabras: “PejeLeaks está comprometido a publicar la verdad basada en datos duros. Cuando recibimos información ciudadana, la estudiamos a profundidad, la verificamos y la complementamos”. El reportaje publica un oficio supuestamente elaborado por el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), en donde se señala un presunto nexo entre esta organización y el partido político de AMLO. De la misma manera, se aprecia una imagen de una pinta hecha con aerosol en alguna pared de esa ciudad con la leyenda: “¡ALERTA QUE CAMINA! LÓPEZ OBRADOR ES REVOLUCIÓN MEXICANA, PSUV”.  

Lo cierto es que ni una sola de estas “investigaciones” ha sido avalada por la Procuraduría General de la República (PGR), por lo tanto, carecen de veracidad. Y eso que inclusive la propia PGR es una institución gubernamental que ha perdido credibilidad a lo largo de estos dos últimos sexenios. Dicho lo anterior: ¿De verdad cree usted, estimado lector, que de ser ciertas las acusaciones de corrupción y demás ilícitos, AMLO seguiría avanzando con paso firme en la contienda por la Presidencia de la República? Yo creo que no. Basta con echarle un vistazo a los intentos de acabar con su carrera política desde hace años: el supuesto asesinato de su hermano, el caso “Bejarano”, el intento de desafuero, los supuestos nexos con Vladimir Putin, y demás acusaciones hasta el momento NO COMPROBADAS.     

Así, sigo en espera de la comprobación de un sólo delito perpetrado por AMLO, mientras tanto, sostengo lo que desde el principio de las campañas políticas vengo diciendo: la guerra sucia contra López Obrador regresa, en su forma más cutre con PejeLeaks.     

Gracias por su lectura.

Twitter: @erosuamero

Facebook: Eros Ortega Ramos

Correo electrónico: sociologia_uameros@hotmail.com

Comentarios
Etiquetas

Eros Ortega Ramos

Licenciado en Sociología por parte de la Universidad Autónoma Metropolitana.
Cerrar