Nicolás Durán de la SierraOpinión

Hoteleros de Cancún: una visión equivocada

La pasada reunión del Cancún Travel Mart 2017 “México Summit”, la feria de turística más importante del país, pese a las voces optimistas de Enrique de la Madrid, el titular de la Sectur federal, no dejó contentos ni a los hoteleros ni a las propias autoridades. El tema de la inseguridad en el norte de Quintana Roo sigue siendo un punto de desencuentro entre empresarios y el sector oficial.
      Unos dicen que la inseguridad tanto en Cancún como en Playa del Carmen ha ocasionado una baja en la ocupación de los hoteles, en tanto que el gobierno arguye que el alza de la criminalidad en estas ciudades es cuestión de percepción y que los medios informativos exageran las “notas rojas”. De la Madrid hasta se atrevió a decir que los medios hacen la labor de propaganda negativa nuestros rivales turísticos del área.
      Para empezar, los hoteleros asociados, mienten al decir una verdad sesgada. Sí hay una baja en los porcentajes de habitaciones ocupadas, claro, pero porque este año entraron en operación más cuartos y no porque haya caído el arribo de turistas. Las cifras hablan: en lo que va del año, el aeropuerto de Cancún marca un alza del 17 por ciento en la llegada de turistas nacionales y un siete por ciento de internacionales. 
      Por lo que respecta a la percepción de la violencia y a que los medios “hacen el trabajo sucio” a otros sitios del Caribe, el que tiene una visión errada es el propio De la Madrid. Si cual dice los consulados norteamericanos y europeos (asentados en Mérida) atienden más a las notas periodísticas que a la voz oficial, es porque ésta es poco creíble. El desdoro del gobierno no parte de los medios informativos.
        El desencuentro entre el grupo hotelero y el gobierno no viene de la falta de veracidad de los medios, pues fueron los propios hoteleros los que dieron la información, sino de la inconformidad de estos empresarios ante el cobro del tres por ciento del impuesto turístico. Bien saben que mienten, que manipulan la información, pero intentan ablandar al gobierno por medio de una opinión pública adversa.
        Es tiempo de que el gobierno estatal por medio de Juan Vergara, el titular de Finanzas, o en voz del propio Carlos Joaquín, informe a los hoteleros que el cobro de tal impuesto es facultad del Estado al igual que a dónde se va a canalizar el dinero y que no es obligatorio que sea a la promoción del destino vacacional, como los empresarios demandan. Con dinero público ya se les ha ayudado por muchos años.
Comentarios

Nicolás Durán de la Sierra

Originario de la Ciudad de México (1960) estudió periodismo en la Escuela de Periodismo Carlos Septién García, con cursos externos de filosofía e Historia de la Literatura en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM Y de Economía en la Universidad Autónoma de Madrid, España.
Cerrar