Raúl Caraveo Toledo

Enrique Peña Nieto y el fin del periodismo a la mexicana

Se autoriza libre reproducción parcial o total en medios

A manera de colofón y por alguna pésima asesoría de alguno de sus pésimos asesores, Enrique Peña Nieto Presidente de México inició una cruzada de medios de comunicación controlados que a mi juicio tiene dos lecturas.

1.- Tratar de disminuir la presencia apabullante en el panorama del Presidente electo Andrés Manuel López Obrador. AMLO desde que hacía campaña marcó la agenda, movió personalidades y suspicacias, todo parecía como que gobernaba; una vez Presidente electo su presencia e influencia en sectores de administración pública y sindicatos acabó de permear en el ánimo; sabemos que aún no gobierna, pero todos creen que si gobierna. Surrealismo puro. Hasta es noticia que personajes pre designados a un alto puesto desistan, es decir no acepten; o sea no pueden renunciar a ser lo que aún no son, y eso es noticia.

Mientras EPN en un ocaso adelantado y muy disminuida imagen en conferencia de prensa de ambos equipos, el entrante y el saliente (20 de agosto) salió más que disminuido, regañado y corregido. La ocurrencia previa a su último informe de gobierno de hacer un tour en medios le está resultando el colofón de un mal gobierno, con pésima comunicación a sus gobernados y con otra visión completamente diferente a la realidad nacional. El Presidente Peña Nieto se despide así de sus gobernados, se despide de sus comunicadores y periodistas predilectos y favorecidos del régimen y, al mismo tiempo, está cerrando un ciclo despidiéndose ambos –en conjunto- un gobierno corrupto de sus medios corruptos diciendo adiós a los ciudadanos que nunca pudieron –en los últimos seis años- engañar y manipular. Ríos de dinero y alta definición en medios de radio y televisión, “intelectuales orgánicos” comentaristas, artistas, en fin, todo el aparato de Estado fracasó y parece que no se han dado cuenta.

2.- La función informativa al Presidente Enrique Peña Nieto simplemente no se le da, nunca se le dio; fue producto de la publicidad oficial y medios, solo bastan tres minutos que improvise para que surja la contradicción y pésimo manejo del lenguaje. Sus medios obsequiosos lo saben y abusaron desproporcionadamente, de ahí viene la explicación que hoy –por motivos económicos- muchos analistas serios y no, profesionales y no profesionales tengan que ser despedidos pues muy pronto no habrá como pagarles. Muchos colegas que cobran muy bien y pueden vivir dignamente de bajos, regulares o muy altos ingresos tendrán que mudarse a otros medios o serán invitados a participar en las secciones de sociales o deportes. Los otrora líderes de opinión tendrán que ir a pedir trabajo a la consultoría de José Antonio Meade que no se dará abasto.

La prensa con la misma prensa se regula, es el espejo del poder.

Quienes escriben y hacen medios alternativos digitales podrán tener una mejor exposición, como ya ha ocurrido con algunos como www.sinembargo.mx   www.animalpolitico.com www.regeneración.mx www.homozapping.com.mx  lasillarota.com aristeguinoticias.com insurgentepress.com ww.contralinea.com.mx  sdpnoticias.com etcétera. Se ha vuelto recurrente que la noticia primero surge en un espacio digital y al cabo de 24/48 horas es tomada por la televisión. En redes sociales estamos llegando al punto que se lee más que en los medios impresos tradicionales. A las personas que les gusta la información, desean estar bien informados y buscan los mejores medios y comunicadores que no son los más populares o conocidos, que no están en los medios tradicionales. Así cómo podrían sobrevivir algunos de los que todos conocemos que se ufanan porque creen que contar con miles seguidores en twitter o Facebook es sinónimo de que son los más leídos y empáticos con los ciudadanos, eso no ocurrió y la mayor prueba fue el uno de julio. Su estrategia no ha variado y el fenómeno sigue igual que entonces, tergiversan, giran, manipulan y cae su credibilidad.

Si Enrique Peña Nieto emprendió una cruzada informativa de conclusión a su gobierno por que no incluyo a periodistas de medios digitales como Jenaro Villamil, Carmen Aristegui, Julio Hernández, Jorge Ramos, Víctor Trujillo, Pedro Ferriz de Con, Lydia Cacho, Carolina Rocha, Lorenzo Meyer, Salvador García Soto, Martín Moreno, Álvaro Delgado, en fin, la respuesta todos la sabemos en México. El régimen de EPN sus medios y sus periodistas se desmoronan, su talón de Aquiles fue la corrupción e impunidad y la mala comunicación política con sus gobernados que cierra así una patética etapa de la historia nacional.

El próximo régimen ya está causando efectos en los medios, los despidos y reducción de empleados y colaboradores traerá un reacomodo que no podemos explicar, pero es un hecho que desaparecerá una significativa forma de hacer negocio en el periodismo. El fin del periodismo a la mexicana.

 

Gracias por su lectura y recomendación en twitter y facebook

 

@raulcaraveo

Comentarios
Etiquetas

Raúl Caraveo Toledo

Raúl Caraveo Toledo es licenciado en ciencia política por la UAM, ex catedrático de las Facultades de Psicología y de Ciencias y Técnicas de la Comunicación de la Universidad Veracruzana, ha sido analista de estudios económicos de PEMEX y Consejero electoral del IFE-INE de Quintana Roo de 2005 a 2015, ex asesor de la XIII legislatura de Quintana Roo, Conalep Quintana Roo, escribe para www.sdpnoticias.com www.gobernantes.com www.revistadigitalqr.com.mx www.todoincluidolarevista.com www.tmj.mx www.laprensaus.com www.eldianewschicago.com
Cerrar